Primitiva judería valenciana

La primitiva judería valenciana tenía al sur como límite la puerta de Xarea y al norte la antigua alcasseria o mercado musulmán. Durante la ocupación musulmana tendría una ocupación relativamente pequeña, dedicada a la artesanía y el comercio, con algunos personajes dedicados al estudio de la Ley y las tradiciones judías.

Valencia judía

En España fue la edad de Oro del judaísmo tanto en poesía como filosofía. Por ejemplo, en la Valencia islámica pasó los últimos años de su vida, poco antes de su conquista por el Cid hacia 1090, un filósofo judío de gran importancia, llamado Ibn Gabirol. Por ejemplo, en la Valencia islámica pasó los últimos años de su vida, poco antes de su conquista por el Cid hacia 1090, un filósofo judío de gran importancia, llamado Ibn Gabirol.

El filósofo Ibn Gabirol (Avicebrón)

Salomón Ibn Gabirol fue el primer filósofo hebreo de la península Ibérica. Nacido en Málaga hacia 1030, se trasladó de allí a Zaragoza al seno de una comunidad judía en disputa con la de Granada y pasó sus últimos años en Valencia, donde murió hacia los treinta años.
Un filósofo insigne: Logos, ideas eternas y voluntad divina
Ibn Gabirol fue un filósofo insigne de España. Le preocupaban las relaciones entre Dios y el mundo. Como Filón de Alejandría había desarrollado la teoría del Logos que le llega a través de los filósofos neoplatónicos. Pero el sabio judío la modifica en dos puntos: introduce el concepto de voluntad divina, como término medio entre Dios y las emanaciones de seres inanimados y animados, que no aparecen por  una necesidad mecánica inevitable. Además, consideraba la materia como una de las primeras emanaciones, siendo entonces espiritual, y la materialidad una propiedad accesoria del espíritu.

La fuente de la vida ( Meqor Hayym )

Por extraña paradoja su obra más importante, Meqor Hayyim (“La Fuente de la Vida”) fue estudiada con más ahinco por filósofos cristianos que hebreos y la tradujeron del árabe como Fons Vitae y al autor lo bautizaron como Avicebron.
Sus ideas sobre la creación y espiritualización de la materia as recogió también en el siglo XIII el movimiento místico judío de la Cábala.
Los judíos bajo dominación musulmana ocuparon en Valencia algunos cargos como traductores e intérpretes, consejeros de reyes e incluso visires por el carácter de puente entre culturas y se dedicaron al comercio de pieles del norte europeo con la seda del sur y las especias y metales preciosos de oriente.
En la vertiente cultural, contribuyeron a la introducción en Occidente a través de España (Sefarad) de las letras, la poesía y la filosofía orientales y de la Grecia Clásica, a través de traducciones al árabe y el hebreo, que se vertieron en las escuelas de Lenguas al latín y al castellano.
 José Vicente Niclós
www.itinerisvlc.com
[/fusion_text]